Sobre buenos y malos

¡Dios que alegría! ¡Que jolgorio! ¡Albricias! Felicitémonos todos, en la lucha final… El triunfo sobre las hipotecas está al alcance de la mano…

Un poco de historia… Los años buenos, ¿recuerdan? Cuando muchos pidieron créditos a precio de oro, cuando el valor de los pisos llegó a multiplicarse por cinco y el PIB crecía descontrolado… ¡El milagro español! (Acompañado por el Tigre Celta, ¿se acuerdan de Irlanda? ¡Qué fácil es la manipulación!…). Ya. Sí. Pero el dinero era de los bancos alemanes, que prestaban a  los españoles, que nos cobraban intereses altísimos… Y cuando se destapó la estafa de las hipotecas (“sub prime”, ¿recuerdan?), los alemanes exigieron a los españoles el pago de sus préstamos, y los españoles, los bancos españoles, se lo pidieron… ¡a España!

Y España, es decir, nosotr@s tod@s, nos hemos bajado los pantalones, hemos aceptado los recortes, las humillaciones, las promesas soteriológicas, los futuribles, el esquema cristiano de qué mal lo pasas ahora, pero verás qué bien estará todo en el cielo de la recuperación económica… Todo gracias al sacrificio de la austeridad

La voz de su amo

Políticos y periodistas… Finales del Siglo XX – principios del XXI

Pero si el dinero de nuestro estado del bienestar se dedica a pagar la deuda de los bancos… ¿Por qué seguir pagándoles las hipotecas? Si se ha convertido la deuda privada en deuda pública, ¿por qué se sigue manteniendo la deuda privada? Esta pregunta no ha tenido aún respuesta. La voz de su amo (los medios de comunicación) no hacen preguntas que incomoden la mano que les da de comer…

Más historia: en junio de 2011 un ciudadano indignado usó los recursos que tenía en su mano, los recursos propios del estado, contra las condiciones que el estado le impone: presentó una demanda contra Caixa de Tarragona. Esta entidad bancaria le desahució en enero del mismo año por impago de la hipoteca. En la demanda, pidió la nulidad de una de las cláusulas del préstamo.
El juzgado presentó una cuestión ante el Tribunal de la Unión Europea, que, un año y medio después, el 8 de noviembre de 2012… ¡Tachán! Dictamina que la ley hipotecaria española no protege… ¡al consumidor! (Viva la ética, aunque no aparezca por ninguna parte…). Bueno. Vale. Bienvenido sea. La ley hipotecaria, que data de principios del siglo pasado, es incompatible con la Directiva 93/13 de la CEE. Ya sabemos algo.

Por cierto, noten ustedes que la directiva sobre cláusulas abusivas es del año 1993… La voz de su amo nos ha protegido de los abusos en las cláusulas de las hipotecas durante casi 10 gloriosos años de abusos brutales…

Por cierto, noten ustedes que la ley hipotecaria vigente en España se redactó en el tierno año de 1946, cuando el jefe del gobierno era un tal Francisco Franco, y España una dictadura, y durante todos estos años de democracia, los supervivientes de la modélica transición española, los mercaderes, los amos de la voz, los mercados, con esta ley se han lucrado que no veas…

Sobre la incompatibilidad de la ley hipotecaria: “El dictamen de la abogada general no tiene carácter vinculante, pero el Tribunal sigue sus recomendaciones en el 80% de los casos. Los jueces empiezan ahora a deliberar y la sentencia se dictará en un momento posterior.

Y así, querid@s amig@s, llegamos a la fábula de los buenos y los malos…

Hay malos que se están conviertiendo en buenos… Los políticos parece ahora que reaccionan frente a los abusos, frente a la estafa, frente al robo. Parece ahora que algunas cláusulas de los bancos les parecen abusivas: la duración de las hipotecas, las tasaciones, los intereses… Reclaman ahora la dación en pago, las moratorias, incluso las condonaciones, y, por supuesto, la paralización de los desahucios…

Pareciera que los políticos se separaran de la mano que les da de comer, que, en lugar de presentarse como lo que son, otra voz de su amo, se rebelasen y se pusieran del lado de la pobre ciudadanía… Pareciera como si los políticos se humanizaran… Los malos convirtiéndose en buenos… Darth Vader contra el Emperador…

¿Los malos son los buenos?

¿Los malos son los buenos?

Pero va a ser que no. Va a ser que los amos, los mercaderes del mercado español han comprendido que la UE va a obligarles a cambiar las condiciones. Va a ser que los amos han soltado la correa de las voces de su amo, en versión periodística y en versión política, en un intento de mejorar su imagen, en un intento de parar la tormenta que podría avecinarse.

Va a ser que, como las condiciones legales van a cambiar de todos modos, pues aprovechemos y, de puente en puente, tiro porque me lleva la corriente…

Protesta ante Caixa del Penedès, Rambla de Catalunya, Barcelona

Protesta ante Caixa del Penedès, Rambla de Catalunya, Barcelona

Todo sea dicho sin menoscabar la lucha, la intensidad, el esfuerzo de muchos, que durante tantos años han bregado para cambiar estas condiciones. Los de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, por ejemplo, y muchos, muchos más…
La presión social ha influído y mucho en el cambio de posición de la prensa y los partidos políticos. Pero a mi buen entender, si nuestra legislación no estuviera obligada a adaptarse a la directiva comunitaria, esta derecha derechona que nos gobierna desde la sombra, estos mercados fascistas a los que seguimos permitiendo la gran vidorra facha, nunca hubieran dado su brazo a torcer. Para eso tienen a los políticos bien comprados, bien pagaos, con el estómago bien llenito, para eso controlan a los medios de comunicación. Por eso los antidisturbios, y, si me apuran, el ejército… La conclusión: ¡hay que seguir luchando!

Esta por ver qué van a hacer ahora l@s señorit@s, la voz de su amo, a ver qué nos comunican, qué les han dicho que digan… ¿Se van a mojar de verdad? ¿Van a tramitar la reforma como decreto ley, el primero de esta etapa de gobierno que estaría justificado? ¿Qué va a pasar con los 400.000 desahucios practicados hasta ahora? (La Constitución Española prohibe la retroactividad de las normas, artículo 9.3 CE) ¿Van a otorgar la dación en pago por el precio de tasación de los pisos, o van a seguir robándonos con el precio de mercado, su propio precio?

Habrá que esperar, pero mientras tanto seguimos asistiendo a este nuevo capítulo del esperpento nacional hispano… ¡País de amos, señoritos y sirvientes, seguimos en ello, hasta que se nos hinchen de veras los genitales y la montemos de una vez!

¡Ah, sí! Casi me olvido… Déjenme contarles otra fábula. Ésta, más que fábula es de chiste para llorar:

Artículo 47 de la Constitución Española:

Todos los españoles tienen derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada. Los poderes públicos promoverán las condiciones necesarias y establecerán las normas pertinentes para hacer efectivo este derecho, regulando la utilización del suelo de acuerdo con el interés general para impedir la especulación. La comunidad participará en las plusvalías que genere la acción urbanística de los entes públicos.

Y pasen y vean el artículo 9.2:

Artículo 9.2 de la Constitución Española:

2. Corresponde a los poderes públicos promover las condiciones para que la libertad y la igualdad del individuo y de los grupos en que se integra sean reales y efectivas; remover los obstáculos que impidan o dificulten su plenitud y facilitar la participación de todos los ciudadanos en la vida política, económica, cultural y social.

Viendo los artículos, y teniendo en cuenta el ambiente social en la magistratura… ¿Por qué no les denunciamos, a los Poderes Públicos, por delito de lesa Constitución?

Anuncios

2 pensamientos en “Sobre buenos y malos

  1. Pingback: Sobre buenos y malos – II | Donde te quepa…

  2. Sólo una matización.

    Articulo 9.3 de la CE:
    “La Constitución garantiza el principio de legalidad, la jerarquía normativa, la publicidad de las normas, la irretroactividad de las disposiciones sancionadoras no favorables o restrictivas de derechos individuales, la seguridad jurídica, la responsabilidad y la interdicción de la arbitrariedad de los poderes públicos.”

    Lo que no puede aplicarse con efectos retroactivos son las disposiciones SANCIONADORAS en perjuicio del sancionado. Es decir, que no pueden cambiar la ley, por ejemplo penal, para aumentar la condena, o la multa, con respecto a la vigente cuando se cometió el delito.

    El caso de la dación retractiva sería más bien un asunto de seguridad jurídica DE LOS BANCOS, que ya se sabe que es muy importante. Nada se dice de la seguridad jurídica de los hipotecados, ni siquiera de su seguridad física.

    Tampoco se supone que sea muy de “seguridad jurídica” no respetar las directivas europeas….(la que nos ocupa es del 93, es decir de hace 20 años, es decir, que posiblemente estuviera en vigor cuando se firmaron la mayoría de los contratos hipotecarios en cuestión – aclaremos que las directivas no son de aplicación directa, son “leyes para los paises”, es decir, deben ser transpuestas a la ley nacional para tener efectos prácticos)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s